mar 202014
 

Hay empresas buenas y empresas malas. Eso es lo que se desprende de un informe realizado por la Plataforma per la Llengua, una asociación independentista catalana con cuantiosas subvenciones de la Generalitat que ha lanzado una campaña de captación de fondos para enviar un informe con “cincuenta datos” significativos sobre el catalán a las 200 personalidades más influyentes del mundo, entre ellas Obama o Ban Ki-moon.

En ese informe, la que se hace llamar la ONG del Catalán denuncia a las empresas que no utilizan el catalán en las etiquetas de sus productos porque no cumplen “la legislación vigente” y subraya que “el catalán es la única lengua europea con un número similar de hablantes que no está plenamente normalizada en el etiquetaje”. En el texto, denuncia repetidamente a España por vulnerar derechos fundamentales y por no aplicar la Constitución.

El InformeCAT, que elabora anualmente la Plataforma per la Llengua, se hará público a finales de marzo. “Este año, sin embargo, la Plataforma per la Llengua quiere ir un paso más allá y por ello se ha propuesto enviar este documento de referencia a diversas personalidades políticas de todo el mundo para que vean la vitalidad de la lengua catalana a pesar de las ofensivas a que está sometida”. El texto, de 52 páginas, recoge los “cincuenta datos” más importantes sobre el catalán.

El dossier quiere hacer llegar próximamente a las 200 personalidades más influyentes del mundo. Entre ellas, Viviane Reding, José Manuel Durão Barroso, Martin Schulz, Van Rompuy, Alex Salmond, David Cameron, Nick Clegg, Ed Miliband, Hillary Clinton, Jim Yong Kim e Irina Bokova.

Por este motivo, la Plataforma ha comenzado una campaña para sufragar gastos. Realizada a través de internet, presenta una foto del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, con una pregunta directa: “¿Quieres que Barack Obama reciba el InformeCAT?”.

Para ello, pide enviar un SMS con la palabra Estimo (‘Quiero) a un número de teléfono. Por cada mensaje, la organización se embolsará 1,45 euros. “Necesitamos muchos SMS para poder traducir y adaptar el documento al inglés y efectuar el envío. ¡Sólo lo conseguiremos con tu contribución!”.

El informe se articula en base a varios ejes: datos sociodemográficos, cultura y medios de comunicación, empresa y consumo, acogida lingüística, enseñanza, justicia, oficialidad y reconocimiento, e internet y nuevas tecnologías.

En el ámbito de la empresa destaca que “el 36% de las ofertas de trabajo en Cataluña requieren conocimiento del catalán” y que “el 32% de los comercios barceloneses no han adaptado sus rótulos a la normativa lingüística”. Estos datos se recogieron a raíz de una encuesta del Ayuntamiento de la capital catalana, que detectó que 2.400 comercios (de los 32.000 de la ciudad) seguían manteniendo sus antiguos letreros. También resalta que el 94% de los productos “no respeta la ley del etiquetaje”.

La lista de buenas y malas empresas

Y detalla un pequeño listado de marcas que etiquetan en catalán y otro listado de empresas que no lo hacen. Asimismo, incorpora una página con los logotipos de estas empresas y una cruz verde o roja según el caso. Entre las marcas malas, cita a Danone, Nestlé, Coca-Cola, Casa Tarradellas, Dani, Henkel, Gillette, Nutrexpa, Bimbo, Cola Cao, Campofrío, Dodot, Don Simón, Leche Pascual, Durex o Fairy.

Algunas de estas marcas son, por supuesto, catalanas hasta la médula. Por el contrario, como marcas buenas destaca a Moritz, Damm, San Miguel, Cacaolat, Codorniu, Frit Ravich, Freixenet, Fagor, Sony, Vichy Catalán, Taurus, Armand Basi o Whirlpool. En otro apartado, se queja de que “202 leyes obligan a etiquetar en castellano en Cataluña y sólo 2 en catalán”. Y más: ha habido “114 multas por no etiquetar en castellano y ninguna por no etiquetar en catalán en Cataluña”, aunque “el incumplimiento de la ley es más de 90 veces superior que el de las leyes que imponen el castellano en Cataluña”.

También denuncia que “el 94% de los juguetes distribuidos en Cataluña no incorpora el catalán y que sólo 80 fabricantes hacen “juguetes en catalán”. Y aquí vuelve a citar nombres propios: acusa a Imaginarium, Playmobil, Famosa o Borrás de no haberse adaptado a la normativa porque “distribuyen los juegos o los juguetes sin incorporar el catalán, vulnerando de esta manera los derechos lingüísticos de los niños y de sus progenitores”.

La exigencia al Gobierno valenciano

Foto: Plataforma per la Llengua (Facebook)Foto: Plataforma per la Llengua (Facebook)Denuncian, asimismo, que “el 60% de los centros de preescolar del País Valenciano no ofrecen enseñanza en catalán”, situación que se va agravando a medida que aumenta la edad del alumnado, pues en ESO y Bachillerato “sólo el 20% y el 10% de alumnos respectivamente tienen la posibilidad de estudiar en valenciano”. Paradójicamente, sus argumentos son exactamente iguales que los de las familias que reclaman el derecho a escoger la lengua de la educación en Cataluña, que no se concede a pesar de las reiteradas sentencias judiciales a favor de esas familias.

El catalán, idioma oficial… en Murcia para 758 personas

El informe recoge la denuncia de que España no permite que 40.000 catalanohablantes de diferentes puntos tengan reconocidos sus derechos. Cita, para ello, el catalán que se habla en la Franja de Aragón y se queja de que el catalán “ni tan sólo existe oficialmente como lengua y no es obligatorio en las escuelas. El Gobierno aragonés se ha negado siempre a reconocerlo como oficial de la comunidad. El Gobierno español, obviando el deber de hacer cumplir la Constitución y la Carta Europea de las lenguas regionales o minoritarias, tampoco aplica el reconocimiento”. Y reclama también que se reconozca el catalán como idioma en el Carxe (Murcia), donde lo hablan 758 personas.

Noticias Agibilis

Article source: http://www.elconfidencial.com/espana/cataluna/2014-03-20/una-asociacion-costeada-por-mas-quiere-llevar-ante-obama-las-marcas-anticatalan_104499/

Share

Sorry, the comment form is closed at this time.