feb 042014
 

Cinco Días

Las empresas españolas que lo deseen pueden apadrinar a un científico. El CSIC (Consejo Superior de Investigaciones Científicas) de ese país presentó el domingo al sector privado un programa llamado ComFuturo, con el que las compañías pueden financiar el contrato de un investigador joven con talento durante tres años por 150,000 euros.

El CSIC se alía con el sector privado para encontrar una solución a aquellos profesionales más jóvenes y sin plaza en el sector investigador, un problema agravado por los recortes públicos en I+D. Alrededor de 950 doctores han dejado en los últimos años el organismo público por la suspensión del programa Junta para la Ampliación de Estudios (JAE). Además, los que concluyen su contratos Ramón y Cajal tienen dificultades para encontrar trabajo en España.

ComFuturo “pretende retener en el sistema científico español al mejor talento investigador”, se informa desde el centro público. Este organismo va a abrir una convocatoria para que aquellas empresas interesadas puedan ejercer como mecenas. A su vez, los interesados en conseguir un trabajo podrán enviar su currículum y un proyecto de investigación. El objetivo es que a finales de año se produzcan las primeras incorporaciones.

De momento, 50 empresas han mostrado su interés; entre ellas hay cotizadas y multinacionales. Desde el CSIC se pretende que la convocatoria sea suficientemente abierta para que los mecenas puedan decidir incluso qué área de especialización les interesa sufragar. El programa, además, quedará abierto para que nuevos patrocinadores se incorporen en cualquier momento.

A cambio, las empresas podrán obtener deducciones fiscales, ya que quien estará al cargo del proyecto es la Fundación General CSIC, lo que otorga ese beneficio al financiar una entidad sin ánimo de lucro. Sin embargo, no dispondrán de ningún derecho sobre los resultados de las investigaciones.

LA CIFRA

25,000 euros brutos es el sueldo anual que recibiría el investigador. El resto corresponde a cargas sociales, gestión y gastos de proyecto.
Dos empresas se han comprometido ya a participar en ComFuturo: el banco Santander, con cinco contratos, y Aquology, con al menos uno, han confirmado su participación en el programa, que todavía tiene que convocarse oficialmente.

Entre las empresas interesadas están Accenture, Mapfre, Merck, Repsol, Acciona, Telefónica, Pfizer, Pons, Iberdrola, Indra, Nestlé, IBM, Gas Natural Fenosa, Procter Gamble, Astrazeneca, Banco Popular, KPMG, Correos, pwc, Red Eléctrica de España y Sanofi.

Noticias Agibilis

Article source: http://eleconomista.com.mx/node/484637

Share

Sorry, the comment form is closed at this time.