mar 192014
 

El Instituto Columela no es únicamente un centro educativo más en nuestra ciudad. Es toda una institución; un referente cultural y educativo desde 1863 para miles de gaditanos, de Cádiz, su provincia y de las posesiones africanas que se han formado en sus aulas a través de sucesivas generaciones. Durante mucho tiempo, el único instituto de Cádiz. Un centro educativo ya desde sus inicios de marcada vocación científica y humanista.

Hablar del Instituto Columela es hablar de la historia de Cádiz, de la historia de España de los últimos 150 años: de sus alegrías y de sus penas. El Instituto sabe de las epidemias de cólera o gripe sufridas por la ciudad; de la guerra de Cuba; de las guerras con Marruecos; de Monarquía, Dictadura y República; del cambio de iluminación de gas a electricidad; de la Guerra Civil; de la explosión de 1947; de la expansión de la ciudad hacia Extramuros; de los conflictos sociales; de las famosas huelgas de Astilleros.

Por el Instituto han pasado personajes ilustres como Manuel de Falla, Alejandro Lerroux, Castilla del Pino, Fernández Shaw, Rafael de la Viesca, José del Toro, Eduardo de Ory, Jácome, García Gómez, Pascual y Pascual, Venancio González, De la Concha, Vicente Rubio y Díaz, primer director. Alcaldes de nuestra ciudad como García Noguerol y Álvarez López. Profesores como Fontecha, Benot, Alfonso Moreno, Martínez del Cerro y Julio Monzón, distinguido con la encomienda de Alfonso X, J.M. Congest o Ana Rodríguez, Medalla de Oro al Mérito Educativo y única mujer directora del Instituto. Pintores como Francisco Prieto, Vasallo, Cándida Garbarino. Del mundo del Carnaval y del espectáculo: Cañamaque, Martínez Ares, Ramallo, Paz Padilla. por citar algunos.

El Columela, he ahí su gran mérito, siempre ha sabido adaptarse a los sucesivos cambios sociales y avatares históricos sin interrumpir su labor educativa. Es un centro innovador en educación compensatoria y en la igualdad. Durante estos últimos años se ha sumergido plenamente en los cambios sociológicos de la juventud, en las reformas educativas y en las nuevas tecnologías de la información y la comunicación. Hoy el centro se enorgullece de ser una Escuela de Paz, dando resolución pacífica a los escasos (nulos) conflictos que pueden acontecer dentro de una población escolar que supera el millar de alumnos. Un centro donde se respira y se emana paz y donde su comunidad escolar trabaja por la eliminación de las desigualdades y el desarrollo de la solidaridad, como lo demuestran las donaciones de sus miembros, en muchos casos anónimas, a las familias más necesitadas o en campañas sociales como la de este año, donde el alumnado ha sido capaz de recoger una tonelada de alimentos para el pueblo saharaui.

El centro abre desde la 7.30 horas a las 22.00 horas, por lo que sus instalaciones permanecen abiertas para miles de gaditanos y gaditanas, no solo para atender permanentemente a las familias de nuestro alumnado, sino también para los que necesitan reunirse, ensayar para sus agrupaciones carnavalescas, ensayar teatro, realizar publicaciones, practicar deportes, (logramos, gracias al Ayuntamiento, la escalera que facilita el acceso sin riesgos a las pistas deportivas del foso de Puertas de Tierra). En definitiva, cubrir un espacio y dar soporte para las actividades socioculturales que demanda la población.

La población escolar del Barrio de Santa María, por cercanía, es nuestro referente. Uno de los barrios más singulares de nuestra capital, con graves problemas socioculturales y económicos. Problemas complejos que nuestra comunidad educativa ha sabido entender y atender, porque abogamos por la interculturalidad, por un modelo de escuela comprensiva y de igualdad de oportunidades, porque su objetivo es la formación de ciudadanos en estrecha colaboración con otras instituciones, especialmente las municipales y provinciales y con ONG (Nuestro Barrio, Liga Española de la Educación o Cruz Roja). Y, especialmente, en la prevención y control del absentismo como un aspecto prioritario dentro de la buena convivencia en el centro. Programa que inició el Instituto en el curso 2001-02 con la Policía Local y los Servicios Sociales Municipales.

Igualmente, durante el curso pasado presentamos un plan de actuación para trabajar con el alumnado más desfavorecido y necesitado de atención social y educativa al Área de Familia del Ayuntamiento y al Servicio de Ordenación Educativa de la Delegación de Educación.

El instituto, además de servir a la población gaditana, también acoge a alumnado de distintos puntos de la provincia de Cádiz e incluso de Andalucía a través de su oferta reglada de ciclos formativos de FP y de las enseñanzas para personas adultas tanto en su modalidad presencial como semipresencial.

Gracias a nuestra continuada labor, se nos ha distinguido con múltiples galardones por diferentes instituciones. En el curso 2009-10, recibió el I Premio Cronos a la Racionalización de Horarios y Conciliación de la Vida Familiar, de entre las empresas gaditanas (tanto públicas como privadas), por la especial disponibilidad horaria a la atención a la familias.

En el curso escolar 2011-12, el centro fue reconocido con la Medalla de Oro de la Ciudad de Cádiz, en reconocimiento a su labor educativa.

El centro también ha recibido el máximo galardón en materia de educación que concede la Junta de Andalucía: el Premio al Mérito en la Educación 2013 «por ser un referente en la educación andaluza desde su creación».

En el presente curso, el instituto ha sido distinguido por el Ministerio del Interior con el Diploma de reconocimiento por nuestra implicación en el Plan Director en apoyo del alumnado. Y la ciudad de Cádiz a través de sus representantes, la Corporación municipal, nos ha concedido un mural «en conmemoración de los 150 años y por la labor docente con los jóvenes gaditanos».

Yo, que he sido alumno del Columela y que desde 1978 pertenezco a su plantilla, me siento orgulloso y agradecido por haber asumido junto con un extraordinario Equipo Directivo y unos profesionales excelentes y de gran vocación, y al alumnado, esta magnífica y prestigiosa herencia. Ahora que la Diputación Provincial nos concede la Medalla de la Provincia, quiero que este reconocimiento sea extensible a todos los docentes y personal de administración y servicios educativos de Cádiz, a la vez que manifestar mi agradecimiento a todas las instituciones, servicios, asociaciones y ciudadanos que nos han apoyado y colaborado en nuestro trabajo, proyectos, inquietudes y celebraciones.

Noticias Agibilis

Article source: http://www.lavozdigital.es/cadiz/v/20140319/cadiz/columela-instituto-historia-viva-20140319.html

Share

Sorry, the comment form is closed at this time.