ago 032017
 

El trabajo demostró que hubo un descenso del 52,4% en la concentración de esperma y una disminución del 59,3% en el número total de espermatozoides en hombres de esos países. Y el líder de la investigación, el doctor Hagai Levine, de la Universidad Hebrea de Jerusalén, se mostró “muy preocupado” por el impacto que este descenso puede tener sobre la humanidad.

Article source: http://www.infobae.com/salud/ciencia/2017/08/03/el-ser-humano-en-extincion-una-baja-en-la-cantidad-de-espermatozoides-pondria-en-peligro-la-especie/

Share
ago 032017
 

Por Nuria Marín Raventós*

En el artículo de El País titulado “Las mujeres lideran la revolución tecnológica en España”, se muestra cómo Google, Facebook, LinkedIn, Siemens, IBM y Microsoft son dirigidas por mujeres.

Sobresale lo señalado por Sarah Harmon, cabeza de LinkedIn en España y Portugal: “En LinkedIn pretendemos ser una compañía diversa porque queremos ganar. Ser los más competitivos.”

Las seis líderes enfatizan la importancia de la diversidad, no como un imperativo moral, sino como un imperativo económico, donde sólo las empresas con diversidad tendrán futuro.

En 2014, Google se puso a la cabeza con la divulgación de sus estadísticas, en las que reconoció que en su planilla había una desproporción de hombres (79%) en puestos directivos, mientras que las mujeres sólo sumaban el 21%.

A Google le siguieron LinkedIn, Yahoo, Twitter, Pinterest, eBay, Apple y Microsoft. Un año después, si bien los avances no habían sido significativos, Google y Facebook habían mejorado en un 1% y  Microsoft había desmejorado, pero lo importante era el interés de transparentar y disminuir las brechas como estrategia empresarial.

Para Harmon, esta apertura del mundo tecnológico obedece a que hay más flexibilidad en la búsqueda de talento, a diferencia de lo ocurrido en los sectores más tradicionales. “Creo que esa actitud de la industria tecnológica todavía no se ha infiltrado en otros sectores. Todo el mundo reconoce que es lo correcto, pero muchos todavía no han asimilado que también es beneficioso para el negocio”.

En esa línea, en 2013, estudiantes de una universidad de Ámsterdam emprendieron un estudio experimental cuyos datos se encuentran en el “Gender Action Portal”, del Programa Women and Public Policy de la Harvard Kennedy School, que concluyó que los equipos de negocios con paridad de género obtuvieron mejor desempeño en ventas y utilidades que aquellos con mayoría de hombres.

Resalto cómo empresas que han demostrado ser disruptivas al cambiar nuestros hábitos de compra, viajes, trabajo e incluso interacción social, se adelantan a actuar para ver el talento femenino como la inversión inteligente.

El liderazgo de las empresas tecnológicas por atraer mujeres resulta aún más sorprendente, debido a que la brecha de género más profunda en el plano profesional está en las áreas conocidas (por sus siglas en inglés) como STEM (Ciencias, Tecnología, Ingenierías y Matemáticas), en las que, según el Foro Económico Mundial, persiste una brecha del 47% (2016).

Si bien resulta difícil pulverizar estereotipos que alimentan  las brechas, no es imposible. Todos podemos ser parte de un profundo cambio que canalice a las mujeres a las áreas de STEM, que serán, además, estratégicas en la era de la Cuarta Revolución Industrial.

Según estudios de Microsoft, el amor por las ciencias y las matemáticas es neutro por género, a la edad de 11 años. Es a edades mayores cuando las mujeres se separan de las STEM, entre otras razones, porque no se visualizan como ingenieras o matemáticas, y ello, en parte, por falta de referentes.

Son pioneras como Debbie Sterling, joven graduada de Stanford y que en el año 2012 decidió romper con el tradicional pasillo rosa, al crear la línea de juguetes GoldieBlox (2012), o películas como Talentos ocultos, las que inspiran en las niñas el amor por las ingenierías.

Como cofundadora y primera presidenta de ALAS, 2008-2014, ONG líder en el empoderamiento de mujeres en Costa Rica, propiciamos, con Intel y el Colegio Metodista, el programa “Juguemos a ser ingenieras”, y visibilizamos científicas costarricenses, como Sandra Cauffman, líder del programa Mars Atmosphere and Volatile Evolution Mission (Maven), de la NASA.

Iris Bohnet, en su libro What Works, Gender Equality by Design, resalta la importancia de hacer accesibles modelos de mujeres en STEM, propiciar el mentoraje, ser creativos en la experimentación y el manejo de los datos, para encontrar qué funciona y qué no, en esa difícil ruptura de brechas y para lograr el aprovechamiento del talento del otro 50% de la población. Es una decisión inteligente, no sólo para las empresas, sino para la economía de los países.

Nuria Marín Raventós es empresaria y analista.

 

Contacto:

Twitter: @nuria_marinr

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

Article source: https://www.forbes.com.mx/la-inversion-inteligente/

Share
ago 032017
 

San Luis Potosí, SLP.- EL 23 Verano de la Ciencia-UASLP tuvo un impacto positivo en los estudiantes de la Facultad de Ciencias de la Información, aseguró en entrevista el maestro Luis Roberto Rivera Aguilera, coordinador del programa en ese plantel.

Platicó sobre la actividad que ha tenido a partir de su integración al comité institucional del evento y destacó: “Previo a la realización de las actividades del Verano de la Ciencia tuvimos participación en distintas reuniones de trabajo donde se planeó la estancia, actividades complementarias y la metodología del trabajo. Una vez que inició coordinamos las actividades al interior del plantel enviando invitación a los investigadores, en la convocatoria, en las pláticas con estudiantes, en los requerimientos para la selección de los estudiantes.

Destacó dos objetivos importantes en esta actividad: “La investigación que se realiza en la universidad es importante, por ello, los alumnos deben conocer las vertientes que tienen como profesionistas. La otra, es incitar a los alumnos a tener clara la importancia de continuar con sus estudios a nivel posgrado; La investigación requiere de una alta formación”.

Señaló que en esta edición recibieron estudiantes en la modalidad local y regional. “Tuvimos participación de estudiantes de la Universidad Autónoma de Aguascalientes (UAA), Universidad Veracruzana (UV). En esta ocasión no tuvimos estudiantes de la modalidad internacional, aunque nos han visitado de España y Colombia”.

Los proyectos inscritos fueron los enfocados al desarrollo de habilidades informativas, análisis de bibliotecas públicas en el estado, fotoperiodismo, fotografía de prensa y diseño de sistemas de información. La estancia de investigación fue por seis semanas. Cada investigador apoyo a los estudiantes en asesoría y seguimiento. “Necesitamos personas preparadas que puedan aportar a la sociedad. La idea es revelar problemas sociales que los estudiantes puedan identificar y resolver con su conocimiento”. 

Añadió que la FCI envió alumnos a los campus foráneos de la UASLP y estados circunvecinos, así como también han participado en la modalidad internacional viajando a España, y en empresas como 3M, Mexinox, lo que ha sido una experiencia diferente.


NISSAN

Article source: http://planoinformativo.com/nota/id/535931/noticia/verano-de-la-ciencia,-formador-de-investigadores

Share
ago 032017
 

Nuño Domínguez

Científicos en EE UU, Corea del Sur y China han conseguido eliminar con éxito una enfermedad hereditaria en embriones humanos por primera vez. La investigación supone un paso fundamental hacia futuras terapias para corregir ciertos tipos de cáncer así como unas 10.000 enfermedades raras que surgen cuando una de las dos copias de un gen es errónea. También es una llamada de atención a toda la sociedad, pues la técnica permite al ser humano cambiar su destino biológico al introducir cambios en las células germinales —óvulos, espermatozoides y embriones— que se transmitirán para siempre de generación en generación.

Los investigadores se han centrado en la miocardiopatía hipertrófica, una dolencia del corazón frecuente que provoca muerte súbita en deportistas y personas jóvenes. Una de las causas principales de la dolencia es que una de las dos copias del gen MYBPC3 es errónea.

GRÁFICO: La técnica CRISPR que repara el ADN dañino

Los científicos han usado CRISPR, una tecnología que permite modificar el genoma de cualquier ser vivo con mucha facilidad, para corregir la mutación en espermatozoides de un hombre portador de la enfermedad. Los científicos inyectaron al mismo tiempo los espermatozoides y una secuencia de CRISPR con la versión correcta del gen en óvulos donados por mujeres sanas. De los 58 embriones resultantes, 42 se desarrollaron sin la mutación que causa la enfermedad, una tasa de éxito del 72%. Por primera vez se ha logrado que un número sustancial de embriones sean totalmente viables, sin errores genéticos adicionales que podrían causar problemas de salud en un futuro bebé y en sus descendientes. Ninguno de los embriones estaba destinado a implantarse por lo que fueron destruidos en unos días tras la investigación.

En 2015, científicos chinos fueron los primeros en modificar embriones humanos con esta técnica. El trabajo más reciente, publicado este año, consiguió corregir un gen que provoca la beta-talasemia, un tipo de anemia. Pero ninguno de los tres trabajos consiguió curar todas las células del embrión, solo una parte, un problema conocido como mosaicismo, ni evitar mutaciones adicionales en el genoma, lo que desaconsejaba un posible uso terapéutico. Las investigaciones también originaron un debate internacional sobre los límites éticos que hay que imponer a esta tecnología y los cauces legales para aplicarla en los casos adecuados.

Por primera vez se ha logrado que un número sustancial de embriones sean totalmente viables

El avance “abre las puertas a que esta tecnología pudiera llevarse alguna día a la clínica, obviamente con todas las precauciones necesarias y siempre si hubiera consenso en la sociedad y la ley así lo permitiera”, señala el bioquímico español Juan Carlos Izpisúa, investigador del Instituto Salk y coautor de la investigación, publicada hoy en la revista Nature.

El trabajo es fruto de la colaboración entre los mayores expertos mundiales en los diferentes campos implicados. La manipulación de los embriones se ha realizado en la Universidad de Salud y Ciencia de Oregón (EE UU) y ha sido liderada por Shoukhrat Mitalipov, quien ya consiguió la primera clonación terapéutica humana. Entre los firmantes también está el experto en edición genética Jin-Soo Kim, del Instituto de Ciencia Básica de Corea del Sur, así como varios autores del Instituto de Genómica de Pekín y el Laboratorio de Ingeniería de Diagnóstico Molecular Innovador de Shenzhen, que han analizado el genoma de los embriones para comprobar que no portaban errores.

La clave del éxito estaba en inyectar el CRISPR junto con el esperma en el óvulo y no después, cuando ya se ha formado un embrión, como hicieron los investigadores chinos. “Si lo haces en este estadío el proceso es casi perfecto, funciona siempre, pero habrá que ver si funciona igual de bien en cada caso particular”, explica Izpisúa, cuyo equipo en el Salk ha supervisado la edición génica de las células y embriones.

La técnica aún no está lista para usarse en personas. El próximo paso será mejorar su eficiencia. El diagnóstico preimplantacional, que permite analizar el genoma de un embrión generado por fecundación in vitro antes de ser implantado en la madre, tiene una tasa de éxito del 50% (solo la mitad de los espermatozoides lleva el gen defectuoso). El uso de CRISPR eleva ahora esa tasa por encima del 70%, lo que permitiría, por ejemplo, desechar menos embriones en los procesos de reproducción asistida. Pero lo deseable es llegar al 90% o incluso el 100% de efectividad antes de pensar en aplicarla en humanos, explicó ayer Mitalipov durante una conferencia de prensa.

Probar la técnica en personas requiere cambiar las leyes que regulan la reproducción asistida y la investigación en muchos países, incluida España

Otro paso inminente del equipo es corregir las mutaciones en los genes BRCA1 y 2, asociados a un riesgo muy alto de cáncer de mama y ovario, usando la misma técnica. En un paso más lejano, habría que realizar ensayos clínicos para trasplantar “los embriones a las madres y después seguir la salud de sus hijos”, explicó ayer Mitalipov. Este ensayo “requeriría acuerdos parlamentarios para cambiar las leyes de EE UU y muchos otros países. Queda aún un largo camino por delante”, advirtió.

Izpisúa vislumbra dos futuras aplicaciones de esta tecnología. La primera sería en “los precursores de los gametos masculinos y femeninos para parejas con síndromes recesivos muy severos. De esta manera, la corrección génica no se haría en el embrión, sino en las células precursoras de los gametos, y se mitigarían ciertos aspectos éticos y de seguridad”, explica. Con esta intervención se podrían corregir, por ejemplo, las mutaciones de cáncer de mama y ovario.

De izquierda a derecha, Izpisúa, Mitalipov y Kim.

La segunda opción es usar el CRISPR directamente en el útero para corregir “enfermedades genéticas severas, como la trisomía que origina el síndrome de Down, en estados de gestación avanzados”, detalla. En estos casos el proceso no sería perfecto, pues no se corregirán todas las células del feto. Pero sí se podría dirigir el CRISPR a los órganos más afectados, por ejemplo cerebro y corazón, con la esperanza de cambiar suficientes células como para corregir el problema. “Aún nos falta bastante investigación, por ahora hablamos de corregir una sola mutación, con lo que esta tecnología no sería extensible a otros problemas”, advierte Izpisúa.

El bioquímico español fue uno de los miembros de un panel internacional de científicos reunido por la Academia de Ciencias de EE UU que publicó un documento a principios de este año señalando qué usos de CRISPR deben ser permitidos. La tecnología, decían, debe usarse solo en los casos en los que sea el último recurso para evitar enfermedades graves y nunca para intentar mejorar las capacidades físicas o mentales de un individuo, algo que, para Izpisúa, ni siquiera sería posible desde el punto de vista técnico hoy por hoy. “Lo que más me preocupa es que estas tecnologías sean de utilidad para todos, como lo han sido las vacunas, y no solo para los ricos”, comenta.

El trabajo deja también una importante sorpresa desde el punto de vista del conocimiento básico de la biología humana. Las secuencias de CRISPR contienen unas guías de ARN que buscan el punto exacto del genoma sobre el que hay que intervenir y unas enzimas que cortan el fragmento defectuoso. La secuencia también incluye una plantilla con la versión correcta del gen. Una vez cortado el genoma, los mecanismos naturales de reparación de la célula vuelven a pegar la secuencia genética añadiendo la versión proporcionada. La gran sorpresa es que los óvulos no usan la versión introducida por CRISPR, sino que duplica la propia copia correcta del gen que ya porta en su genoma.

Este fenómeno no se había observado antes ni en animales de laboratorio ni en las células somáticas humanas, las que dan lugar a todos los tejidos del cuerpo, lo que apunta a que las células reproductoras tienen un mecanismo único y robustísimo de autoprotección que no se lleva bien con adiciones externas. Desde un punto de vista evolutivo tiene todo el sentido, pues son las células encargadas de perpetuar la especie. Una de las primeras preguntas a responder es si esto impide corregir defectos genéticos cuando estos están en el óvulo y no en el espermatozoide.

Escasas aplicaciones en el corto plazo

Esta investigación no habría sido posible en España. La ley prohíbe expresamente crear embriones para investigación. Solo se pueden usar aquellos que sean descartados en las clínicas de reproducción asistida. El rápido avance de la tecnología —CRISPR fue el descubrimiento del año en 2015— pilla por sorpresa a la sociedad y los gobernantes. “Esto era algo que tenía que pasar”, señala Ángel Raya, presidente electo de la Sociedad Española de Terapia Génica y Celular. “Ahora tenemos que pensar para qué queremos usarlo. Modificar la línea germinal a propósito es una barrera ética en muchos países y es la sociedad la que debe decidir. Se trata de una decisión grande porque define el futuro de la humanidad”, opina el también director del Centro de Medicina Regenerativa de Barcelona.

La razón es que hay peligro de introducir cambios irreversibles en la descendencia. “Si hay algún defecto, ¿qué habría que hacer, impedir a esa persona tener hijos o eliminar a su descendencia?”, reflexiona Raya. En su opinión, “la única justificación posible sería cuando hay una enfermedad que no se puede solucionar de otra forma”. El problema, añade, es que por ahora “apenas se conocen casos en los que supondría una ventaja significativa respecto al diagnóstico preimplantacional”.

Este logro es “sorprendente y preocupante a la vez”, señala Lluís Montoliu, miembro del comité de bioética del Consejo Superior de Investigaciones Científicas. “Son unos resultados muy convincentes y demuestran que para reparar un gen no hace falta ni siquiera un factor exógeno, el propio óvulo lo repara”, añade. “Lo preocupante es que esta investigación también contraviene el Protocolo de Oviedo”, un pacto europeo sobre medicina y biología firmado por 29 países, incluida España, “y en el que no están EE UU, China ni Reino Unido”, señala.

Montoliu también advierte de que la aplicación de esta técnica en gametos “solo sería útil en un reducidísimo número de casos”, en el resto el diagnóstico preimplantacional permitiría identificar y descartar los embriones con defectos genéticos. Lo realmente importante es la futura aplicación a las células somáticas. Estudios en ratones han demostrado que CRISPR permite revertir 10 enfermedades monogénicas —causadas por un solo gen— diferentes, dice Montoliu. Si esto se consigue trasladar a humanos, se beneficiaría “un número mucho más elevado de pacientes”, resalta.

Article source: http://www.intramed.net/91251

Share
ago 032017
 

En el marco de la Cena Anual FEDIT 2017, que se llevó a cabo anoche en el Hotel W, reuniendo a cerca de 500 personas y encabezada por el Ministro de Economía Luis Felipe Céspedes y representantes de la industria de la innovación y tecnología, fue premiada Andrea Obaid como “Periodista Líder en Desarrollo de Contenidos de Tecnología e Innovación”.

El reconocimiento se debe a su aporte periodístico a la divulgación científica y tecnológica, entre los que destacan su libro “30 rutas de Turismo Científico en Chile”, su programa de televisión “Tecnociencia en Ruta” que se exhibe en Canal 13C, y su campaña de educación ambiental “Salva la Tierra”.

Fue entregado por la Federación Chilena de Asociaciones de Innovación y Tecnología (FEDIT), organización que reúne a los principales gremios del sector integrada por la Asociación Chilena de Tecnologías de Información, la Asociación Chilena de Robótica, la Cámara de Comercio Electrónico, el Colegio de Ingenieros de Chile, el Instituto Chileno de Derecho y Tecnologías, la Asociación Gremial de Empresas Desarrolladoras de Videojuegos de Chile, la Asociación de la Industria Eléctrica-Electrónica y la Asociación Chilena de Empresas de Call Center.

Estoy muy agradecida y esto me motiva a seguir adelante en esta misión de construir una mayor cultura y educación científica y tecnológica en la sociedad. Más aún cuando el conocimiento es fundamental para el desarrollo y la innovación en el país. Ojalá todos los chilenos conocieran y valoraran la riqueza y el potencial que tenemos”, afirma Andrea Obaid.

La periodista le dedicó el galardón a todos los colegas que trabajan en la divulgación de la ciencia y la tecnología, y en un homenaje a Hernán Olguín, pionero en esta área con su programa “Mundo”, cuando este año se cumplen tres décadas de su muerte.

Trayectoria laboral

Andrea Obaid es periodista de la Universidad Diego Portales y Magíster en Comunicación Científica, Médica y Medioambiental de la Universidad de Pompeu Fabra, España. Tiene una trayectoria de 17 años en diversos medios de comunicación.

Es socia fundadora de las productoras Neurona Group y Endorfinas, dedicadas a realizar proyectos multimedia de divulgación científica y tecnológica, y de educación ambiental. Es Vicepresidenta de Fundación Ciencia Joven, miembro de la Asociación Chilena de Periodistas Científicos y de la Sociedad Mundial de Periodistas Ambientales.

Es creadora, conductora y editora del programa “Tecnociencia” que se exhibe hace 5 años en Canal 13C, programa que se inició en Radio Cooperativa en 2009 y que actualmente también se emite en canales de Estados Unidos, Canadá, Brasil y Europa del Este. Es autora del libro “Tecnociencia: 30 Rutas de Turismo Científico en Chile” y de la aplicación móvil para IOS y Android “Tecnociencia en Ruta”

Es creadora de la campaña ecológica “Salva la Tierra” que ha visitado más de en 500 colegios de Santiago, 52 comunas de la Región Metropolitana y 20 ciudades de Chile y se ha exhibido en Cinehoyts, Nat Geo y FOX, entre otros proyectos.

 

 

Article source: http://lanacion.cl/2017/08/02/andrea-obaid-fue-premiada-como-periodista-lider-en-ciencia-y-tecnologia/

Share
 Posted by at 3:02 am